Nuevas tecnologías en Fonteboa

Un grupo de 30 ganaderos del Centro de Promoción Rural EFA Fonteboa aprenden a manejar nuevos sistemas informáticos para aplicar estos conocimientos en sus explotaciones. Este proyecto pionero les ayudará a controlar la productividad.

El pingüino se hace amigo de la vaca

¿Pero qué pinta un pingüino en esto?, fue lo primero que le preguntaron al profesor los alumnos de Ainfoagra, el aula informática agraria en el Centro de Promoción Rural EFA Fonteboa, en el Ayuntamiento coruñés de Coristanco. “Pues muy sencillo, es el símbolo de Linux, un sistema operativo libre, que es con el que vamos a trabajar”, les respondió José Manuel Campos, director técnico del programa.

Distribuidos en dos grupos de 15 ganaderos del “vergel de Bergantiños”, como es conocido este hermoso municipio verde, aprenden una iniciativa pionera al manejar software libre para después de casi un año de formación, poder aplicar los conocimientos al día a día en sus explotaciones agrarias. Aprenden cómo calcular, por poner un ejemplo, la productividad de sus vacas o los costes de la maquinaria agrícola.

Campos explica que pensaron en usar el Linux, la alternativa de código abierto a Windows, porque “si tras el esfuerzo de formarse, les decimos que deben adquirir programas de gestión agraria que les cuestan 500 euros, el resultado no es viable, pero con este sistema libre sólo tienen que gastar en el ordenador”.

Fonteboa

Implicado al cien por cien en las actividades del Centro de Promoción Rural EFA Fonteboa como miembro de la junta directiva, Xusto asegura que estas iniciativas son una manera de revitalizar el campo, porque “hay una gran desconexión entre lo urbano y lo rural”.

"Aunque la mujer es la que lleva los pantalones en la explotación y se encarga de las cuentas, el ganadero quiere aprender a manejar los programas libres de gestión para agilizar su cometido en la explotación, la importación del ganado, etc. De la informática controlo sobre todo Internet, pero ahora quiero avanzar”, asegura.

Aún es temprano para hacer un balance de este programa pionero, pero José Manuel Campos se muestra orgulloso del esfuerzo de sus pupilos. “Pensé que la gente iba a ser más reacia, pero están animados a participar. Hasta ahora no había experiencias de este tipo con software libre y, por el momento, no sabemos como resultará, pero el objetivo final será lograr la gestión integral del día a día, las compras, ventas y controlar la productividad del ganado”, sentencia el profesor de estos profesionales del campo.

Texto extraído del artículo de Marta Rodríguez publicado en Galicia-Hoxe.com