Encuarentenados y activos

Estos días han movido a muchos jóvenes a sumarse a una oleada de solidaridad, poniendo en marcha cuatro iniciativas para ayudar a los más necesitados.

El Opus Dei en El Salvador
Opus Dei - Encuarentenados y activos

A pesar de todo, las crisis suelen dar lugar a una oleada de solidaridad que saca lo mejor de las personas. También de los más jóvenes. Esos que no tienen trabajo fijo, ni tampoco son expertos que, a priori, pueda ayudar a salvar el mundo. Sin embargo, algunos de ellos han decidido complicarse un poco la vida, entre clase y clase online, para poner en marcha cuatro iniciativas:

1. Limpia tu cuarto

2. Adopta una aldea

3. Romería virtual

4. Convención de Clubes

Limpia tu cuarto

En diciembre de 2019 nos ofrecimos a la parroquia de Juacuarán, Usulután, a colaborar en la construcción de una ermita en la comunidad El Espino. En diciembre se tuvo una primera convivencia de trabajo para comenzar las labores de construcción, los jóvenes del club estuvieron dando catequesis a los niños de la comunidad y se puso la primera piedra de la futura ermita: una imagen de nuestra Señora.

Teníamos planificado volver a ayudar a esta comunidad durante la Semana Santa, aprovechando los días de vacaciones para que con los muchachos del Club Sherpas pudiéramos ir otra vez a echar una mano. El inicio y desarrollo de la pandemia no nos permitió acercarnos de nuevo a El Espino para ayudarlos nuevamente.

La desilusión de los muchachos del club no fue nada en comparación al optimismo con que nos propusieron una solución para poder ayudar a esta comunidad. Alejandro, evaluando la situación cotidiana que vivió durante los primeros días de confinamiento, se dio cuenta que en su cuarto había muchas cosas en buen estado y que ya no usaba, sobre todo ropa.

“Limpia tu cuarto” nace como una campaña que, por la iniciativa de Alejandro, los demás muchachos del Club han “limpiado” su cuarto, han visto qué pueden donar a la comunidad. Hemos aprovechado las redes sociales para comunicarnos con todas las familias del club y presentarles esta campaña.

Todas las semanas durante el rato de avisos de los medios de formación, aprovechamos para recordar a los que asisten que se pueden unir a esta campaña y también se les anima a que inviten a sus parientes para que participen. Las familias se han unido guardando ropa y juguetes para que cuando termine el confinamiento podamos ir de nuevo a El Espino con estas donaciones.

Adopta una aldea

Adopta una aldea busca ayudar a las familias más necesitadas, que por la cuarentena se encuentran sin comida y productos de primera necesidad. Para ayudar, los jóvenes compran comida no perecedera y la hacen llegar, a través del Club Sherpas, a una aldea del municipio de San José Villanueva.

Romería virtual

Días atrás, el Papa Francisco nos invitó durante el mes de mayo a rezar el rosario, esa oración dirigida a la Madre de Dios, nuestra madre. Pues, como se sabe, el quinto mes del año es el que la Iglesia Católica le dedica especialmente a la Virgen María. Y es en este mes que se llevan a cabo las romerías, esas manifestaciones de religiosidad popular, tan querida por el papa Francisco. Pero este tiempo de pandemia ha trastocado todo y son muchas las personas que no pueden salir al camino y peregrinar a los templos, ermitas o santuarios dedicados a la madre de nuestro Señor Jesucristo. Atento a esta situación, el Padre Hugo Dávila no se quedó de brazos cruzados y desde su lugar de trabajo, en el Club Sherpas de El Salvador, armó una página de romerías virtuales en la que ensamblando imágenes tomadas de Street View de Google Maps, propuso un ameno recorrido que ayude a la hora de rezar.

El Santuario de Fátima, el Santuario de Lourdes, la Basílica de Santa María de Guadalupe y el Santuario de Knock son los cuatro lugares que se pueden visitar a la distancia, pantalla y click en ella de por medio. Según se cuenta en la página, lo que San Josemaría solía hacer era rezar tres partes del Rosario: una en el camino de ida; otra en el santuario o ante la imagen de la Señora que había ido a visitar; y la tercera en el camino de regreso. Pues a peregrinar y a rezarle a la Madre, entonces.

Convención de Clubes

“¿Cómo se supone que haremos una convención de clubes en cuarentena?”, me pregunta extrañado. – “No te preocupes Javi, que esto sale y estará buenísimo”. Es así como se crea el equipo “On Fire FC” (y su respectivo grupo de WhatsApp) y se inscribe en La Convención de Clubes 2020 “Cuarentena Edition”. Esta convención se ideó para lograr que los jóvenes de secundaria, bachillerato y primeros años de universidad que frecuentan los medios de formación en El Salvador puedan reunirse como estamos acostumbrados: entre amigos. Les explico a los jóvenes que tendremos una convención de clubes el fin de semana. Competiremos con otros equipos como el nuestro de todo el país.

Varios de nuestros jóvenes, por no decir todos, están aburridos del confinamiento. Muchos han confesado extrañar las actividades del Club. Entonces, ¿por qué no inventar una convivencia en línea? Se han logrado impartir exitosamente actividades de formación, y de ayuda a los más necesitados. Llega el momento de tener actividades de trabajo en equipo, para pasar con los amigos, cada uno desde su casa. Y es así como nace la convención.

De viernes a domingo, las tardes son emocionantes con las transmisiones en vivo por Instagram: meditaciones, conferencias, challenges y trivias. Un despliegue de equipos que se organizan por Meet o por Zoom, para rezar el Rosario y luego resolver una de las pruebas. Cada uno desde su casa, hacía participar a toda la familia o a la mayoría de sus miembros.

Llegó el momento esperado: la clausura. Todos los equipos estaban pendientes a las 8:30 pm de la cuenta de Instagram de la Convención, esperando el en vivo de la clausura. El presentador felicita a todos los equipos por su compromiso y su creatividad en la realización de los challenges. Clasificación final: el equipo “On Fire FC”, cuarto lugar en la clasificación general. A penas 12 puntos nos separan del primer puesto. Terminado el en vivo de la clausura, me cae un mensaje de WhatsApp del grupo que teníamos con el equipo. Es Javi. Afirma rotundamente: “Bueno equipo, dimos lo mejor que pudimos. Pero la siguiente temporada es nuestra…”.