Fiesta de San Josemaría Escrivá en la Catedral de Montevideo

Mons. Pablo Jourdan, Obispo Auxiliar de Montevideo, en ocasión de celebrarse la Fiesta de San Josemaría Escrivá presidió, el miércoles 26 de junio, una Solemne Eucaristía en la Catedral de Montevideo. Además, se celebraron misas en honor a San Josemaría en otras veinte localidades del país.

Opus Dei - Fiesta de San Josemaría Escrivá en la Catedral de Montevideo

Mons. Jourdan centró su homilía en tres claves del mensaje espiritual de San Josemaría: santidad, humildad y amor a la Iglesia. Aprovechó a agradecer al Papa Francisco la reciente Exhortación Apostólica Gaudete et Exultate en la que recuerda la llamada a la santidad en la vida corriente: "la santidad de la puerta de al lado".

Recordó cómo San Juan Pablo II al canonizar en 2002 a San Josemaría lo definió como “el santo de la vida corriente”. En este sentido, Mons. Jourdan citó parte de una homilía de San Josemaría en el Campus de la Universidad de Navarra: “…la vocación cristiana consiste en hacer endecasílabos de la prosa de cada día. En la línea del horizonte, hijos míos, parecen unirse el cielo y la tierra. Pero no, donde de verdad se juntan es en vuestros corazones, cuando vivís santamente la vida ordinaria…”.

El Obispo Auxiliar de Montevideo concluyó la Misa transmitiendo el saludo y felicitaciones del Cardenal Mons. Daniel Sturla, quien no pudo presidir la Misa por estar en Roma. En esa ciudad participó de la Misa de honor de San Josemaría en la basílica de San Eugenio, donde se encontró con varios uruguayos. Mons. Carlos María González, Vicario del Opus Dei en Uruguay, al terminar la Misa, agradeció a Mons. Jourdan por haber presidido la Misa, y al Cardenal por el mensaje y también por las fotografías de la Misa que le envió desde Roma.

El Card. Sturla en San Eugenio, Roma.