La receta del optimismo constante

“Siempre vi mi discapacidad con naturalidad”, cuenta Cássio. Para este abogado brasileño, “el optimismo nace de creer que Dios está contigo” y de caminar con Él. Porque, como escribió san Josemaría, “la verdadera virtud no es triste y antipática, sino amablemente alegre”.

En primera persona