San Josemaría Escrivá
"En un laboratorio, en el quirófano de un hospital, en el cuartel, en la cátedra universitaria, en la fábrica, en el taller, en el campo, en el hogar de familia… Dios nos espera cada día".
SAN JOSEMARÍA, Fundador del Opus Dei

Últimas noticias

Un website para san Josemaría

Un website para san Josemaría

El nuevo website dedicado al fundador del Opus Dei ofrece numerosas informaciones y recursos sobre el “santo de la vida ordinaria”.

Conociendo a San Josemaría

San Josemaría en Madrid. Los comienzos del Opus Dei

Con el título "San Josemaría en Madrid. Los comienzos del Opus Dei", la Oficina de información ha diseñado un mapa donde se pueden localizar algunos lugares relacionados con la historia del Opus Dei y su fundador.

Infografía: San Josemaría, mensaje y vida

El fundador del Opus Dei es conocido como "el santo de la vida ordinaria". Fallecido en 1975, se le pudo filmar en encuentros que mantuvo con personas de todo tipo; y ahora se puede conocer mejor su vida a través de un infográfico y varios mapas interactivos.

Cuestiones históricas

Cuestiones históricas sobre la vida de San Josemaría y de su familia, el origen del Opus Dei, el comienzo del Opus Dei, la guerra civil de España, Franco y otras muchas preguntas.

vídeos de san Josemaría

Audios de San Josemaría

Cristo Rey

Cristo Rey

En el último domingo del año litúrgico se celebra la...

Mensaje del día

“¡Si los cristianos supiésemos servir!”

Cuando te hablo del "buen ejemplo", quiero indicarte también que has de comprender y disculpar, que has de llenar el mundo de paz y de amor. (Forja, 560)

¡Si los cristianos supiésemos servir! Vamos a confiar al Señor nuestra decisión de aprender a realizar esta tarea de servicio, porque sólo sirviendo podremos conocer y amar a Cristo, y darlo a conocer y lograr que otros más lo amen.

¿Cómo lo mostraremos a las almas? Con el ejemplo: que seamos testimonio suyo, con nuestra voluntaria servidumbre a Jesucristo, en todas nuestras actividades, porque es el Señor de todas las realidades de nuestra vida, porque es la única y la última razón de...