El trabajo de mi sobrina

Hace unos meses pedí un favor a la beata Guadalupe comprometiéndome con ella que, si lo conseguía, lo escribiría.

Opus Dei - El trabajo de mi sobrinaPhoto by Jan Baborák on Unsplash

Una sobrina mía tenía que desplazarse a cien kilómetros de su casa cada día para acudir a su trabajo. Su jefe no parecía dispuesto a facilitarle la posibilidad de trabajar en la ciudad donde vivía, en la que había oficina de la empresa.

Esta situación, algunos problemas que surgieron con uno de sus hijos y la vejez de su madre, que requería cada vez más atención, fueron creando una situación de estrés por la que tuvo que dejar de trabajar por prescripción médica.

Mi petición a Guadalupe fue que pudiera trabajar en la ciudad, ya que si no volvería a recaer. Su intercesión ha conseguido que apareciera otro jefe que le ha facilitado trabajar en la ciudad donde reside tres días de la semana y solo los otros dos días lectivos en la oficina que está a cien kilómetros.

Ella está recuperada y feliz y hasta que no le conté que yo había rezado a Guadalupe no se explicaba cómo había sido posible que esto ocurriera. Mi agradecimiento a Guadalupe.



Clic aquí para enviar el relato de un favor recibido.

También puede comunicar la gracia que se le ha concedido mediante correo postal a la Oficina de las causas de los santos de la prelatura del Opus Dei (Calle Diego de León, 14, 28006 Madrid, España) o a través del correo electrónico ocs.es@opusdei.org.

Clic aquí para hacer un donativo.

También puede enviar una aportación por transferencia a la cuenta bancaria de la Asociación Memoria Álvaro del Portillo.

ES59 2100 3059 9822 0101 9501 | Bizum: +34 649 697 318

Parte de estos fondos irán destinados al Proyecto Becas Guadalupe Ortiz de Landázuri, que facilitarán el acceso a carreras científicas a estudiantes africanas (www.harambee.es)