Nuestro primer hijo, el mejor regalo

Esta mujer peruana perdió varios bebés en el primer trimestre de embarazo y durante un año rezó por intercesión del beato Álvaro del Portillo.

Relatos y favores
Opus Dei - Nuestro primer hijo, el mejor regalo

Me casé en el 2012 con mi esposo y esperábamos la llegada de nuestro primer hijo con mucha ilusión. Lamentablemente no nos resultó fácil, pues por distintos motivos yo perdía los bebés en el primer trimestre de embarazo.

Por distintos motivos yo perdía los bebés en el primer trimestre de embarazo

Luego de dos años, el mismo año de la beatificación, decidí que dejaría todo en manos de Dios y que me olvidaría del tema, pero además le pedí a don Álvaro que me diese una mano e intercediese por mí y le prometí que, si todo marchaba bien, le pondría al niño su nombre.

Luego de rezar su estampa todos los días durante un año, me enteré de que esperaba un bebé, que sería niño y nacería en Navidad

Luego de rezar su estampa todos los días durante un año, me enteré de que esperaba un bebé, que sería niño y nacería en Navidad. Fue el mejor regalo que Dios me dio y estoy segura de que don Álvaro intercedió por mí en todo momento.

Mª J. D. H. (Perú)

Para enviar el relato de un favor recibido.

Para enviar un donativo.